sábado, 27 de febrero de 2016

Gafas

El mundo observado
detrás de unas lentes,
es nítido, claro,
se observa mejor,
yo miro a la gente,
leyendo su mente
y me miro a mi mismo,
observando mi amor.
Se han empañado mis gafas
a causa de la bruma,
las limpio con cuidado,
mirando al mar de nuevo
y observo caracolas
y blanca y suave espuma,
rompiendo en la orilla
como se rompe un huevo.
Maldita la visión
de esos azules ojos,
detrás de unas gafas
de nítidos cristales,
los miro y atorados
se quedan mis despojos,
ahogándose impotentes
en tus dos manantiales.
                           Para Lucía Caballero

lunes, 22 de febrero de 2016

Para Ana

Frágil como la porcelana,
bella como la mañana,
alberga espinas de rosa,
es tenue, sencilla y hermosa.

Con gentileza de espiga,
con gráciles movimientos,
con ingenuos pensamientos,
así defino a una amiga,
que con fuerza de Leona
se le venta cada día,
siempre lucha, no abandona
y es la luz de mi alegría.

Gracias por darlo todo,
no se como agradecerlo,
que aunque valla hasta el infierno,
de seguro que no hay modo.

martes, 9 de febrero de 2016

Los ojos azules. Para Pedro Abellán.

Los ojos azules
siempre me han mentido,
me han ilusionado,
me han enternecido,
me han ajado, herido,
partido en pedazos,
me han destrozado
y pegado portazos.

Los ojos castaños,
en cambio, sinceros,
me han correspondido
siendo verdaderos,
me han comprendido,
me han ayudado
a ser siempre fuerte y
apagar mis miedos.

Ojos esmeralda
recorren mi espalda,
ojos de zafiro
caen en un suspiro,
ojos de azabache
tropiezo en su bache,
y el ojo castaño
nunca me hace daño.

Estos son los ojos
que he visto en mi vida,
algunos, malvados,
reabren mi herida,
otros, más piadosos,
me curan el alma
y algunos, más raros,
me roban la calma.

Y al fin son tus ojos,
verdes, cristalinos,
los que con su luz
me han enamorado,
gracias al azar
unimos destinos,
todo lo demás,
es solo pasado.

A Pedro un amigo, dibujante
 y bloggero del que podéis ver 
 dibujos increíbles en su cuenta
 de Instagram @pedroabellan_
 y en su blog pedroabellan.blogspot.com
                                                                                                         
                                                                                             


miércoles, 3 de febrero de 2016

No hay nada más hermoso que tu vientre.

No hay nada más hermoso
que tu vientre, 
en donde nuestro niño
patalea,
ni la fuente de néctar
cristalino,
ni el trino con que el pájaro
gorjea.

No hay nada más hermoso, 
vida mía,
que el fruto de nuestro amor fecundo,
ni la luz trémula del día, 
ni la esperanza
que Pandora guardó al mundo.

¡Oh! Estancia de la sangre
de mi sangre,
protege a mi pequeño
de los males
y aguarda nueve meses
a que forme,
sus lágrimas
de nítidos cristales.

¡Oh! Carne fuerte y femenina
espera y no seas impaciente,
te pido, por favor que seas prudente, 
mientras el fruto de nuestro amor germina.

           ---------------------------------------------
Poema ganador del concurso de Santo Tomás de Aquino en el IES Vega del Argos. 

En este poema he tomado una clara inspiración de uno de los mayores poetas de la literatura española, Miguel Hernández. 

Miguel nació en Orihuela y escribió poemas mientras pastoreaba, participó en la guerra ( bando republicano ) y fué apresado, en la cárcel es cuando conoce que ha tenido un hijo con su esposa, a partir de entonces su poesía reflejará la esperanza que significa este hijo para Miguel , esperanza que yo he utilizado para crear el poema. 

Me inspirado sobre todo en: 

 "Canción del esposo soldado" dónde se observa como ese hijo será su razón y esperanza para continuar luchando : 

Para el hijo será
la paz que estoy forjando. 
Y al fin en un océano de 
irremediables huesos 
tu corazón y el mío 
naufragaran, quedando 
una mujer y un hombre 
gastados por los besos. 

" Menos tu vientre " : El vientre representa esa futura vida, esa futura esperanza : 

Menos tu vientre 
todo es oscuro. 
Menos tu vientre 
claro y profundo 

Y por último, nanas de la cebolla dónde nos explica cómo es su hijo el que le hace soportar los días en la cárcel, por el sigue escribiendo, luchando y viviendo como podemos ver en los siguientes versos: 

Tu risa me hace libre, 
me pone alas. 
Soledades me quita, 
cárcel me arranca. 
[...] 
Es tu risa la espada 
más victoriosa. 
Vencedor de las flores 
y las alondras. 
Rival del sol, 
porvenir de mis huesos 
y de mi amor. 



lunes, 1 de febrero de 2016

Me gustas ( A nadie en particular )

Me gustas, me gustas mucho y debo confesarlo. Me gustas desde aquel día que te vi sentada en un banco, a lo lejos, como una sombra, como separada del resto de la gente. Me gustas desde que esbozaste una sonrisa y sentí un escalofrío recorriendo toda mi alma y me pareció como que el universo se detenía durante unos tres segundos, lo suficiente como para no volver a ser el mismo.

Me gustas por que eres puro arte, toda tu eres belleza, eres melodía y alegría y poesía y desenfreno y juventud y adolescencia y fuego ardiente y mucho pero que mucho más, hasta tal punto que no puede expresarse con simples palabras.

A veces pienso que estoy loco, me gustas tanto que incluso es posible que yo mismo te haya imaginado ¿ Quién me puede asegurar a ciencia cierta que existes ? Quizás seas toda una mentira, inventada por un alma de un poeta en busca de una musa, la cumbre de todas las perfecciones, una Pandora imaginaria sin el fastuoso deseo de la curiosidad.

Pero ¿ Y si eres real ? ¿ Y si existes y eres tangible y sientes y eres capaz de amar ? De todas formas estoy perdido, soy un simple Petrarca llorando desconsolado a un laurel, un intento neoplatónico de poeta que busca un corazón igual que el suyo, un corredor de una maratón que sabe que jamás llegará a la meta, o, como ya lo dijo un tal Sabina expresando mejor que yo este desconsuelo :
"¿ Ustedes la han mirado ?
¿ No creen que pedirle que me
quiera sería pedirle demasiado ?"

Esta reflexión en forma de monólogo, no va para Ulises, si no para dar un punto de vista sobre la incredulidad ante un ser amado y mi percepción del amor petrarquista.